de Arguines. Imagen hallada y venerada por San Pedro Nolasco, quien la descubrió “entre luces celestes” un Sábado de Abril de 1224; un grabado la muestra erecta con el Niño a la izquierda y azucenas en su diestra, coronada y con manto desde los hombros; aparece en el tronco de un árbol y sobre su peana se ve el escudo mercedario; ante Ella se arrodillan un santo y un caballero, que sin duda representan al Fundador de la Orden Mercedaria y al rey Jaime I de Aragón. (Ver de Arquines).