del Blau. Efigie venerada en el claustro de la catedral de Lérida, obra muy aplaudida que presenta una mancha azulada (blau, o hematoma) en el rostro, por el golpe que le dio un artista, envidioso del que la talló, en 1390.