Formando Al Adolescente

Entrenar a los pequeños ya es bastante difícil. Cuando estos pequeños crecen, crece con ellos la dificultad de criarlos bien.

Hay una edad particular, entre los trece y los diecisiete años, cuando el surgimiento de nuevas energías generalmente produce una crisis. El niño ya no es un niño; tampoco es un adulto. Está en un período de transición que, como padres y educadores, no debemos temer pero que debemos considerar con simpatía; es un momento en el que debemos estar siempre listos para acudir en su ayuda en los momentos oportunos.

Los años de la adolescencia también son una época en la que las restricciones pesan sobre él o ella. Hasta ahora el niño no distinguía mucho su identidad individual de la de los que le rodeaban. Lo que otros pensaban y sentían ellos se conformaban con sentir y pensar en perfecta armonía. Pero ahora sus personalidades comienzan a emerger. Antes, la personalidad era indistinta. Oh, sí, a veces, los rasgos de estas personalidades emergentes brillaban y predecían el carácter futuro, pero era solo un leve esbozo. Ahora el diseño toma forma, forma y líneas definidas.

Es emocionante ver el amanecer de la masculinidad y la feminidad en los jóvenes a medida que se levantan para encontrarse con la vida. ¡Es deprimente pensar en posibles deformaciones! ¡Un diseño puede convertirse fácilmente en una caricatura!

Ya no se trata de un mero boceto inanimado en una página, sino de una potencialidad animada con un dinamismo intenso, un alma que se busca a sí misma. El adolescente es como una persona perdida en la noche buscando a tientas el camino correcto. Podemos hablar con el adolescente, guiarlo, pero nada reemplaza la experiencia personal y significa mucho poder “soltar” lo suficiente, permitirle la libertad suficiente para probar suerte.

Incluso en la infancia, tan pronto como el bebé da sus primeros pasos, usa toda su fuerza de bebé para alejarse de su madre. La madre lo había sostenido hasta entonces en sus brazos. Pero un día ella lo bajó para que aprendiera a pararse ya poner un pie delante del otro. Tan pronto como aprendió este nuevo juego, el pequeño está listo para su primera expedición. ¿Y qué madre, aunque se regocija con la proeza del joven explorador, no sufre cuando se da cuenta de que sus brazos y su corazón ya no pueden detener a este pequeño conquistador que ya se lanza al encuentro de la vida?

A medida que el niño o la niña adolescente crece, el alcance de su investigación se amplía. Está el inmenso campo de su propia individualidad. ¡Cuántas realidades, cuántos misterios encuentran a cada paso! ¡Dichosos los jóvenes que, ávidos hasta ahora de hacer preguntas, siguen dispuestos a hacer algunas todavía! Ciertamente todavía quieren aprender; en realidad, incluso más que antes, pero ahora quieren aprender por su cuenta. Por lo tanto, se encierran en sí mismos para resolver sus problemas. Nadie conoce este dominio interior como ellos; están celosos de ello; cierran sus brazos alrededor de sus riquezas; nadie tiene derecho a violar su tesoro.

No debemos asombrarnos ante esto, sino estimular discretamente su búsqueda y, sin que parezca que lo hacemos, proporcionarles los medios para resolver sus problemas. No debemos entrometernos en su confianza, sino más bien inspirarla y provocarla hábilmente. Que se den cuenta de que la madre y el padre en el pasado también descubrieron todo este mundo desafiante; que la madre y el padre puedan, por lo tanto, servir como consejeros prudentes pero bien informados para los jóvenes novicios de la vida.

Luego está todo el mundo fuera de ellos mismos, el marco de sus vidas, su entorno y otras personas, todo un universo. ¿Qué significa tal sonrisa, tal mirada, tal silencio o tal acción? Pensaron que todos estaban bien, ¡qué error! Pensaron que la vida era fácil de conquistar, y ahora ven que deben luchar duro. ¡Cuánto trabajo para aprender lo más mínimo!

Y luego está todo el dominio de la religión. Antes era tan simple. Ahora hay problemas por todos lados.

¿Qué hay del amor? ¿Qué es toda esta transformación que sienten dentro de sí mismos? ¿Cuáles son esos impulsos y sentimientos? ¿Cuáles son esas sensaciones nunca antes experimentadas, fenómenos orgánicos que la naturaleza y la razón no logran ubicar del todo?

Como padres y educadores, necesitamos una gran simpatía ante su laboriosa ya menudo preocupada búsqueda; también mucha vigilancia mezclada con una dulce firmeza, elevados principios morales y una perspicacia psicológica excepcional que casi bordea el discernimiento profético.

Sobre todo, necesitamos mucha oración.


Nota: Adaptado de Padre Raoul Plus, Christ in the Home de SJ (Colorado Springs, CO: Gardner Brothers, 1951). Este libro es un cofre del tesoro de consejos para los católicos sobre las preocupaciones prácticas y espirituales de criar una familia.

Si quieres conocer otros artículos parecidos a Formando Al Adolescente puedes visitar la categoría Blog.

📰 Tabla de Contenido
Valeria Sandoval

Valeria Sandoval

Valeria Sandoval, originaria de Sevilla, es una catequista devota y madre de tres hijos. Su pasión por transmitir la fe la llevó a involucrarse activamente en su parroquia local, donde ha guiado a jóvenes y adultos en su camino espiritual durante más de una década. Inspirada por las enseñanzas y valores cristianos, Valeria también escribe reflexiones y anécdotas sobre su experiencia en la catequesis, buscando conectar la fe con la vida diaria. En sus momentos libres, disfruta de paseos familiares, la lectura de textos religiosos y la jardinería.

DISCLAIMER: Al leer esto, acepta todo lo siguiente: entiende que esto es una expresión de opiniones y no un consejo profesional. Usted es el único responsable del uso de cualquier contenido y exime a ©LAVIRGEN.INFO y a todos los miembros y afiliados de cualquier evento o reclamo. La información proporcionada en el sitio podrá contener errores, tanto gramaticales como de contexto y/o información, le recomendamos que haga su propia investigación por los medios que considere pertinentes para satisfacer su intención de búsqueda. Si compra algo a través de un enlace, debe asumir que tenemos una relación de afiliado con la empresa que proporciona el producto o servicios que compra y se nos pagará de alguna manera. Le recomendamos que haga su propia investigación independiente antes de comprar cualquier cosa.

Lo que más están leyendo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Información básica sobre protección de datos Ver más

  • Responsable: Valeria Sandoval.
  • Finalidad:  Moderar los comentarios.
  • Legitimación:  Por consentimiento del interesado.
  • Destinatarios y encargados de tratamiento:  No se ceden o comunican datos a terceros para prestar este servicio. El Titular ha contratado los servicios de alojamiento web a Banahosting que actúa como encargado de tratamiento.
  • Derechos: Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional: Puede consultar la información detallada en la Política de Privacidad.

🍪 Utilizamos cookies para brindarte una mejor experiencia en nuestra web. Más Información